BELCHICA, EL ACENTO ESTÁ EN LA CULTURA

Michel, un belga proveniente del mundo universitario, abrió el Belchica en 2004. Su objetivo era crear un meeting place para la cultura, donde artistas locales y extranjeros pudieran exponer sus creaciones. La conversación fluye entre el inglés y el castellano sin ningún orden. Pero mientras hablamos vamos observando la atmosfera tan peculiar que se respira en este pequeño consulado belga. En este momento, la “galería” cuanta con una exposición de pintura y otra de fotografía, ambas de artistas locales. Aunque las exposiciones van cambiando cada mes. Los más lanzados también pueden animarse a participar en los meetings de intercambio de idiomas que se organizan tanto miércoles (francés-español) como viernes (inglés-español). Ya sabéis que con una buena cerveza artesana, el idioma fluye mucho mejor.

Las cervezas tienen una importancia vital en el local. La peculiaridad es que, como su dueño, la procendencia de casi todas es de origen belga. La fama mundial de estas cervezas procede de su proceso de fermentación, la denominada fermentación espontánea o bacteriana. La cerveza fermenta en barricas abiertas gracias a los agentes externos presentes en la atmósfera. En Belchica encontraréis unas 65 cervezas entre las que elegir, nosotors esta vez hemos optado por una Geuze Boon, una de las más famosas y reconocidas.

IMG_3522

IMG_3520

Si queréis pasar un buen rato en un local con una atmósfera muy peculiar mientras disfrutáis de una buena craft belga no dejéis de pasaros por C/ Villarroel 60, en Barcelona

Comments are closed.