BARCELONA BEER COMPANY O COMO APOSTARLO TODO POR UNA IDEA

La Barcelona Beer Company nace de la mano de tres amigos, tres amantes de la buena cerveza que un día decidieron dejar sus respectivos trabajos para perseguir una ilusión, montar su propia fábrica de cerveza. Una fábrica de cerveza digna de su ciudad, Barcelona.

Tras mil batallas, hace un año se constituyó la “Barcelona Beer Company”. Desde su nacimiento, ciertos principios básicos como el de no depender de la financiación de entidades bancaria acompañan a la marca. Todo ello bajo 3 premisas claras y contundentes: hacer buena cerveza, pasarlo bien y ser rentables.

Si bien a penas llevan 3 meses en el mercado el proyecto apunta maneras y parece estar llamado a triunfar. Desde Barcelona Beer Company entienden la cerveza artesana como un auténtico océano azul en el que todo está por explorar. Las artesanas solo suponen en la actualidad un 0,02% del mercado de la cerveza española, mientras que en otros países como Estados Unidos ya están por el 10%. Oriol: “No puede ser que con esta inmensa cultura gastronómica que hay en nuestro país, vayas a un restaurante bueno, pidas una cerveza y solo te puedan ofrecer una cerveza industrial. Es como si solo hubiese un vino y en tetra brick”.

Sus 3 tipos de cervezas están llenos de anécdotas y curiosidades. Cuidan al máximo todos los factores que rodean al producto como el naming o el packaging. Tras el exquisito logo de Beercelona, se esconde la tozudez de Oriol. Para rendir tributo a su ciudad necesitaba que un artista de reconocido prestigio como Àlex Trochut (un gran artesano del diseño gráfico de gran prestigio internacional) diseñara su logo. Para ello se presentó en su estudio de Barcelona con una caja de artesanas cuidadosamente escogidas y esperando caerle en gracia. Pero Àlex estaba en Nueva York, y en vez de dar marcha atrás con su idea, Oriol se fue a Nueva York y consiguió el logo que Beercelona se merecía. Cerdos Voladores es sin duda su cerveza más compleja; la más aromática y lupulada. Pero también es la más gamberra. Sus protagonistas son los 3 cerditos del cuento infantil, que ya han crecido. Éstos no tienen nombre, tienen número (la madre era muy cerda y los numeró, en vez de nombrarlos).

Sin embargo, la base de todo reside en la calidad de su producto. Desde el inicio del proceso los componentes con los que elaboran sus productos están cuidadosamente escogidos. El agua, por ejemplo, proviene del manantial de Font de Regàs (Parc Natural del Montseny). Su producto se hace sin aditivos, filtros ni pasteurización; son cervezas honestamente artesanas. Oriol: “Puedes hacer una cerveza muy divertida, pero si tu producto no es realmente bueno, solo te lo comprarán una vez”.

Barcelona Beer Company Beber Beer Cerveza Artesana

Comments are closed.